L.A. STYLE

L.A. STYLE

En los años 90 la escena Hip Hop explotó, despertando el interés de la prensa y la televisión. En este contexto, se desarrolló un nuevo estilo de danza urbana llamado nueva escuela (New School), que ha dado nombre al New Style (de Nueva York) y al L.A. Style (de Los Angeles).

Estos estilos, con fuertes raíces en el breakdance, el locking y el popping, dejan un poco de lado la improvisación y las posiciones del suelo para darle más importancia a las coreografías y la sincronización, necesarias para la grabación de videoclips, espectáculos, conciertos, campañas de publicidad y eventos mediáticos en general.

Tal fue su expansión, que empezó a tener influencia en otras escenas musicales, como la de la música dance (Dance Music), el pop, y en general en toda la escena de la música comercial (mediatizada por canales como MTV).

El L.A. Style suele estar más enfocado en la coreografía. Dependiendo del contexto, también se le llama “Commercial Dance”, “Video Dance” o de “Stage Dance”.

El L.A. Style combina influencias de la old school con danza Jazz, de la India, música Africana, y otros muchos estilos.

Las coreografías suelen estar inspiradas en general por las letras de las canciones y los ritmos.

La gran fuerza de este estilo reside en su capacidad innovadora, pudiendo incorporar cualquier estilo de danza con gestos inspirados en contextos sociales y culturales, además adaptarse muy rápido a las últimas tendencias musicales.